martes, 15 de febrero de 2011

Ámame

Ámame, más allá de todo, sólo ámame.
Quédate a mi lado, siénteme. Mi corazón está contigo.
Ya no respiro, ya no vivo, ya no tengo nada si no te tengo.
Quédate conmigo porque tu amor es mi fuerza.
Necesito sentir tus brazos rodeando mi cuerpo.
Necesito sentir tu respiración sobre mi cuello.
Necesito sentir tus labios en mi piel.
Tu amor es mi fuerte y mi debilidad.
No soportaría perderte.
No soportaría verte lejos de mí.
Amo todo de ti.
Desde siempre y para siempre.
Nada más quiero amarte.
Nada más quiero cuidarte.
Quiero entenderte.
Quiero que me entiendas.
Ámame como soy.
Sólo ámame.

Magia

Mágico es trabajar con el invisible.
Mágico hoy, es tener respeto humano.
Es recibir el Mensaje del Cosmos, es usar el color y el cristal para curar y ver el destino en los astros.Es saber cuidar del cuerpo, de la mente y del espíritu.Es montar un ritual para la vida, conocer el oculto, armonizarse con los ángeles y con los elementales.
Es ser gente de las estrellas amando la Tierra.
Es amar a todos y ser amado por todos.

Eso es la magia del ser.
Y todos pueden ser magos, pero nunca será mago el desequilibrado y ni el que cultiva el desamor.
No es mago el empresario que tiene esclavos en vez de colaboradores.
No es mago el gobernante corrupto, ni el racista, ni el que destruye la naturaleza, ni el reportero que da palpite sobre lo que no conoce, ni el médico que busca la riqueza por la medicina.

Mago es el científico y el investigador de mente abierta, que no tiene miedo de OSAR.Mago es el pacífico y el que es justo.
Mágico es curar con los cristales, con los colores, con las plantas, con las flores o sólo con las manos.
Es trabajar con terapias alternativas.
Es tener un contacto con el Cosmos, mantener ese contacto y saber hacer a otros entren en contacto. Mago es el investigador que persigue la cura de la enfermedad.
Mago es lo que consigue ver su propia realidad antes de buscar descubrir los secretos de la realidad de las estrellas.

Mágico es vivir por la eternidad, pero conseguir recibir aquí mismo los tesoros que los demás no comen. Mágico es encontrar el alma gemela y vivir el amor eterno.
Magia es profetizar el apocalipsis como la revelación de cada uno.
Es el coraje de ser pionero, soñar y trabajar por la utopía de Nueva Era.
Mágico es descubrir, comprender y aceptar que Dios es un hombre, una mujer y su hijo.
Magia es la iniciación.
Es dejar de ser aliniado y descubrir que bien y mal no existen.
Es tener coraje de mirarse en el espejo.
Mágico es el dinero honesto.
Es acordarse de comprar dos panes en vez de uno.
Mágico es proteger al niño.
Es no tener miedo de quebrar las esposas y ser LIBRE.
Es el saber.
Es la luz del conocimiento.
Es el buen libro, la música y el incienso.
Mágicas son los artes.

Mágico es ayudar.
Ser mago no es sólo saber hacer de vez en cuando un ritual mágico.
Es hacer del día-a-día un ritual de amor!

Ser mago es destruir los castillos de arena del equívoco y de la fantasía y ser el arquitecto de la base sólida de la casa humilde de la verdad.
Ser mago no es juzgar. Los dogmas no son mágicos, querer que las personas hagan fe ciega no es magia.

Ser mago es mostrar el camino de la certeza y la verdad de cada uno.
Mágica sería la religión sin reglas, sin promesas y sin amenazas.
Mago es lo que tiene poder para y no poder sobre.
Magia negra es pensar destructivamente y no tener respeto por todo y por todos.
Magia grande es descubrir que el poder mayor está en el sentimiento humano.

Esa es la magia de ser!

lunes, 7 de febrero de 2011

Freedom!


Siempre se llega a alguna parte si se camina lo bastante. (Alicia en el país de las maravillas)


El silencio es el grito más fuerte. (La vida es bella)


Sólo tú puedes decidir qué hacer con el tiempo que se te ha dado. (El Señor de los Anillos: Las Dos Torres)



A veces encontramos nuestro destino en el camino que tomamos para evitarlo. (Kung Fu Panda)

martes, 1 de febrero de 2011

I have a dream

Tengo un sueño,
un solo sueño,
seguir soñando.


Soñar con la libertad
soñar con la justicia
soñar con la igualdad
y ojalá ya no tuviera
necesidad de soñarlas.


Soñar a mis hijos
grandes sanos felices
volando con sus alas
sin olvidar nunca el nido.


Soñar con el amor
con amar y ser amado
dando todo sin medirlo
recibiendo todo sin pedirlo.


Soñar con la paz
en el mundo
en mi país
en mi mismo,
y quién sabe
cuál es más difícil
de alcanzar.


Soñar que mis cabellos
que ralean y se blanquean
no impiden que mi mente
y mi corazón
sigan jóvenes
y se animen
a la aventura,
sigan niños
y conserven la capacidad
de jugar.


Soñar
que tendré la fuerza,
la voluntad
y el coraje
para ayudar
a concretar mis sueños
en lugar de pedir por milagros
que no merecería.


Soñar
que cuando llegue al final
podré decir
que viví soñando
y que mi vida
fue un sueño soñado
en una larga
y plácida noche
de la eternidad.